Psicotecnico Donostia
Lunes a Viernes: 9:30-13:30 15:30-19:30 Sábados: 10:00-13:00

/
Menu
man-playing-dog-park

BENEFICIOS DE TENER MASCOTAS

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+

Diversos estudios apuntan los múltiples beneficios que aporta a nivel físico y psicológico tener un animal de compañía.

Un estudio realizado por la Asociación Americana del Corazón ha demostrado que los dueños de los perros tienen menos riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares. Acariciar a un perro o simplemente contemplar a los peces de un acuario tiene efecto relajante y reduce la frecuencia cardiaca. Otro estudio comparativo publicado por la State University de Nueva York refleja que las personas con mascotas tienen una presión arterial más baja.

Además de tener menos riesgo cardiovascular, en caso de sufrir una enfermedad cardiaca, la probabilidad de sobrevivir a un infarto aumenta teniendo un animal.

La relación positiva que se crea con la mascota y compartir un rato de juegos contribuye a liberar oxitocina (“hormona de la felicidad”), la cual disminuye los niveles de estrés y la probabilidad de sufrir depresión.

Tener una mascota también es una estimulación positiva para los niños. Además de ser un compañero de juego y diversión, crecer junto a un animal también es una buena oportunidad para aprender a ser responsable y a respetar a los animales.

Un estudio llevado a cabo en Finlandia concluyó que los bebés que conviven con perros tienen un 30% menos riesgo de sufrir enfermedades respiratorias y un 50% menos de infecciones de oído. La hipótesis de los científicos es que, al estar más expuestos a bacterias y gérmenes,  los niños desarrollan un sistema inmunitario más fuerte. También se ha demostrado que los niños que tienen perros o gatos en casa sufren menos alergias y asma.

Entre los beneficios también se ha demostrado que los dueños de mascotas poseen mayor autoestima, menos solitarios, más extrovertidos y menos temerosos. Por ello, cada vez se utilizan más las mascotas como ayuda terapéutica. Una de las aplicaciones prácticas se realiza con niños con alguna dificultad del habla. Se les enseña a leer en voz alta con su perro, que no se va a reír si se equivoca, así el niño refuerza su propia seguridad y desarrolla autoconfianza.

Tener un animal de compañía puede resultar un apoyo terapéutico importante en muchos casos. En un proceso de duelo pueden ser de gran ayuda para salir del estado depresivo.

Cuando una persona se encuentra con síntomas depresivos como apatía y falta de motivación para salir o realizar cualquier actividad, se necesita un apoyo externo que ayude a la persona a salir de esa inactividad y una mascota puede ser un gran aliado.

En un proceso de duelo un animal ayuda a disminuir el sentimiento de soledad, también son especialmente positivos para personas que viven solas y mayores, que sin darse cuenta trabajan su motricidad, el equilibrio y la atención.

Cuidar mascotas supone gestionar y organizar el tiempo y obliga a tener cierta actividad rutinaria para darle de comer, sacarlo a pasear, limpiar, cepillado etc. actividades que entretienen y alejan de pensamientos negativos.

Por otro lado, a nivel emocional los animales transmiten sus emociones de agradecimiento y alegría despertando al dueño ternura y esos mismos sentimientos positivos.

Tener una mascota es un antídoto antidepresivo ya que también te obliga a salir de casa y moverte manteniendo un hábito de actividad y a tener responsabilidad e implicación en su cuidado. Este sentimiento de implicación en atender las necesidades de otro se hace que el dueño sienta la voluntad de hacerlo.

En resumen, la convivencia con los animales supone además de beneficios para la salud física un aumento de los sentimientos positivos, fomento de valores como la responsabilidad y fidelidad y apoyo emocional. Además, contagian su felicidad y te hacen reír.

Si no tienes mascota, quizás te lo plantees tras ver todos estos beneficios que puede aportar.